www.sportleon.com

Obituario

El hermano Tomas, en el taller del escultor leonés Amancio González hace apenas cinco meses.
Ampliar
El hermano Tomas, en el taller del escultor leonés Amancio González hace apenas cinco meses.

Adiós, Hermano, y gracias por todo

León llora por el hermano Tomás, el ‘padre’ del Ademar y un personaje clave en la historia del deporte leonés

jueves 13 de junio de 2019, 01:19h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Tomas Higarza, asturiano de nacimiento y leonés de corazón, falleció en la capital leonesa dejando un hueco imposible de cubrir en el deporte leonés y en la sociedad leonesa a la que dedicó más de seis décadas desde el colegio Marista San José en el que se ubicará su capilla ardiente esta tarde y hasta el funeral que tendrá lugar el jueves 13 de junio a las 17:00 horas

No volverá a sentarse en el palco del Palacio de Deportes presidiendo un partido, ni volverá a llorar de emoción viendo a su Ademar levantar un trofeo. Tomas Higarza, el hermano Tomás, ha fallecido dejando un hueco imposible de llenar.

Este curso ya no había pisado el patio del colegio Marista San José que durante más de seis décadas fue su casa. Ese patio, primero de tierra y luego de cemento en el que empezó a dar forma a un sueño, el del balonmano y el de educar dando al deporte una importancia que ahora todos reconocen, pero que mediado el Siglo XX no era tan fácil de adivinar.

Él fue un pionero que no sabía cuando llegó a León que iba a acabar convirténdose en historia, ya eterna, de la provincia. Asturiano de Teverga, iba a afincarse para siempre en León con una pequeña etapa en Lugo antes de volver a su casa de la calle Álvaro López Núñez. Allí educó desde el deporte y con el deporte, en su caso el balonmano, como enseñanza de vida. Más de 60 años en León en los que fue forjando el espíritu de miles de leoneses en la cancha y en las aulas como profesor de matemáticas en ese mismo colegio Marista.

A él se le atribuye el mérito de ser el padre del balonmano en León. No fue el único. Trabajó en aquellos años codo con codo con Córdoba, Pin Vélez o Isidro, entre otros, pero su gran obra iba a fraguarse en el Ademar. Después de las primeras generaciones de equipos escolares de Maristas los más mayores le demandaban un equipo en el que seguir jugando. Y así nació el Ademar y con él una parte vital del deporte leonés. Y gracias a su empeño desde el colegio y a llamar en muchas puertas vio crecer el Ademar que nació un poco más tarde de lo que siempre dijo el club, pero que nació desde aquel mismo patio en el que todos los niños compartían un solo balón… porque no había más. Y con un balón y un juego de camisetas se proclamaron campeones de España por primera vez. Y en aquel patio crecieron los jugadores que iban a llevar por primera vez al Ademar a División de Honor antes de que existiera la Asobal. Y en aquel patio creció una leyenda que empezó a escribirse en 1953 y que será eterna como es ya la figura del Hermano Tomás, que muchos no saben que acabó centrándose en el balonmano casi por casualidad porque lo suyo era el baloncesto y como ese deporte ya tenía quién lo ‘mimara’ en Maristas San José se centró en el balonmano.

Tras su fallecimiento todo han sido palabras de elogio para engrandecer su figura. Quizás los mismos políticos que ahora lo ponen en lo más alto deberían haber preparado el pedestal para colocar en él el busto con el que lo inmortalizó el escultor leonés Amancio González y que lleva acabado un mes sin colocarse, como se había anunciado, a la puerta del colegio Marista San José, allí donde llegó hace más de seis décadas para dar forma al Ademar y entregar toda su vida a la enseñanza y el deporte… si es que no son la misma cosa.

Que el hermano Tomás hubiera podido verlo instalado en vida habría sido su mejor homenaje, pero ya se sabe que en León somos más de agasajar a los muertos que de apreciar en vida a quienes han hecho cosas tan importante como ésas de las que nunca presumió el hermano Tomás, alguien sencillo que definió en su última comparecencia pública, cuando se presentó la idea de hacerle un busto, su humanidad y agradecimiento a León y los leoneses. “Esto es fruto del amor, del cariño y del recuerdo de tantas personas que han estado a mi lado”.

Eterno hermano Tomás.

La capilla ardiente se ubicará desde la tarde de este miércoles 12 de junio, en el colegio Marista San José, en el que se seguirá velando al hermano Tomás desde las 11:00 del jueves 13 de junio hasta la misa de funeral que tendrá lugar a las 17:00 horas.

La directiva ademarista acompañó al hermano Tomás en su capilla ardiente.
Ampliar
La directiva ademarista acompañó al hermano Tomás en su capilla ardiente.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (4)    No(15)

Foro asociado a esta noticia:

  • Adiós, Hermano, y gracias por todo

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    13050 | Abe - 13/06/2019 @ 02:38:55 (GMT+1)
    Gracias hermano y que Dios Le tenga en la gloria, que tiene bien merecida por una vida dedicada por completo al balonmano.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de SportLeón

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.