www.sportleon.com

Aventura

Fede durante un descenso rapelando.
Ampliar
Fede durante un descenso rapelando. (Foto: Guheko)

El récord de un niño… de 72 años

Federico García se convierte en el más veterano en atreverse con el espeleo barranquismo de Valporquero

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

Después de más de medio siglo recorriendo las montañas leonesas, a sus 72 años rara es la semana que no corre más de 50 km, pero su aventura en Valporquero “es una de las mejores experiencias que he tenido”

Nunca ha sido deportista de élite, ni ha ganado carreras en los cinco continentes. De hecho no ha ganado ninguna carrera, pero con 72 años Federico García puede presumir de algo que pocos pueden decir, que lleva más de medio siglo haciendo deporte casi a diario, de disfrutar cada día que sale a correr, y que después de todo ese tiempo todavía encuentra cosas nuevas con las que atreverse.

El pasado fin de semana se convirtió en la persona con más edad que se tenga constancia en los archivos de Guheko, que se ha atrevido con el espeleo barranquismo de Valporquero. En uno de los grupos que organiza Guheko se apuntó Fede, como le conocen quienes corren habitualmente con él. Un grupo de 10 personas, todos ellos sin cumplir los 40 años y junto a ellos un ‘niño’ de 72 años que quiere romper con las barreras y los mitos de la edad.

Por delante, un recorrido ‘bajo tierra’ de casi 4 km, con una temperatura del agua de 7 grados, tres saltos de agua de cuatro, de seis y de nueve metros, dos subidas por escalera de M de siete y de diez metros y para acabar la aventura, después de varios rápeles menores, dos más de 21 y de 34 metros. Una aventura con la que no se había atrevido nadie de su edad. “Es una actividad que cualquiera que haga deporte de manera habitual y no tenga claustrofobia puede hacer, pero la verdad es que me ha costado decidirme porque es algo desconocido que no sabes cómo va a salir”, recordaba Fede que definía lo que había vivido como “una de las mejores experiencias que he tenido. Emoción, intriga, ilusión, vistas, sensaciones, dificultad y estrechez. Mereció la pena el viaje”.

Fede agradecía el apoyo de Mario y Jose, los monitores que ese día tenía el grupo de Guheko para una actividad que se llevó en la pasada edición de Fitur el premio a la mejor actividad de turismo activo de España superando a candidatas tan ‘mediáticas’ como el Caminito del Rey. A quien no sorprendió el reto de Fede fue a Pedro, uno de los impulsores de Guheko “porque de Fede ya no me sorprende nada”, explica Pedro que define en qué consiste la ruta d eespeleobaranquismo en Valporquero para quienes no se hayan atrevido con ella como “una actividad que recorre la parte que no se ve de la Cueva de Valporquero, el río subterráneo que está debajo de las salas que se visitan en la Cueva, utilizando técnicas parecidas al barranquismo, con tramos de nado, resaltos, cascadas que se bajan rapelando, pero con la ventaja de que lo puede hacer alguien que no tenga experiencia previa, con unas nociones que les dan los guías, y disfrutando de un entorno espectacular porque vemos salas de una altura y volumen mayor que las que se ven en la visita a la Cueva”, explica Pedro en esta recta final de la campaña 2019 porque la actividad sólo se puede realizar “mientras la Cueva está abierta y la tenemos que suspender cuando el caudal del río es alto, así que empezamos a finales de marzo o principios de abril y hasta finales de octubre o comienzos de noviembre mostramos esta vista diferente de la Cueva de Valporquero a más de 3.000 personas llegadas de todo el mundo porque hay un límite de 50 personas por día y empresa. En principio es una actividad que puede hacer casi todo el mundo, aunque antes de entrar a la Cueva se le explica a la gente lo que va a hacer con un vídeo porque a partir de cierto punto se complica ir para atrás y tienen que saber lo que van a hacer”, explica el responsable de Guheko, la primera empresa que se atrevió a ‘conquistar’ el río subterráneo.

El deporte como estilo de vida

La del espeleo barranquismo de Valporquero es una nueva barrera que derriba Fede, que sigue saliendo a correr como mínimo cuatro días y suma casi todas las semanas más de 50 km “casi siempre tranquilito porque me gusta hacer kilómetros por cualquiera de los caminos que hay alrededor de León, aunque de vez en cuando también me gusta correr unos kilómetros por debajo de los cinco minutos por kilómetro”. En esos caminos de la Candamia, la Sobarriba o la ‘Sobabajo’ –donde empezó a correr cuando era un niño y no corría nadie-, sigue disfrutando siempre que puede “aunque las obligaciones familiares hacen que haya días que toque gimnasio o descansar”.

No es habitual en las carreras. Su vida fue trabajar, primero como camarero en sus años mozos, y después en el Banco de Santander con el que recorrió casi toda España hasta su jubilación. Correr era entonces su válvula d eescape y ahora sigue siendo su pasión. “Sólo corrí una ‘media’ y fue en el año 1976. Disfruto más corriendo con mis amigos, saliendo con los Trotariegos o con la ‘familia’ que he hecho del grupo de A Santiago contra el Cáncer -ha estado en las dos últimas ediciones de la carrera solidaria y en la de 2019 corriendo desde Hendaya hasta Santiago, cubriendo alguno de los tramos más exigentes del recorrido-, que creo que es la única experiencia que supera en emoción a lo que he vivido en esta aventura de espeleo barranquismo”, apunta Fede mientras piensa en salir a correr un rato o acompañar a cualquiera de los grupos de montaña con los que le gusta salir a hacer senderismo con los Picos de Europa como su paraíso particular, que para eso le llamaban el ‘rebeco de Peña Santa’ cuando era más joven. Ahora ya no llega tan arriba “pero no porque no me atreva. No me daría miedo la montaña, pero me matarían en casa así que disfruto con rutas más tranquilas”.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (9)    No(0)

Foro asociado a esta noticia:

  • El récord de un niño… de 72 años

    Últimos comentarios de los lectores (1)

    13176 | Berna - 27/09/2019 @ 00:13:23 (GMT+1)
    Es mentira que es el más veterano de hacer espeleobarranquismo en Valporquero, en el año 2017 uno de los primeros exploradores de Valporquero, lo hizo con 74 años.

  • Normas de uso

    Esta es la opinión de los internautas, no de SportLeón

    No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

    La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

    Tu dirección de email no será publicada.

    Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.