www.sportleon.com

Ademar-Barcelona (37-43)

Eduardo Fernández fue uno de los jóvenes que tuvo su oportunidad de jugar contra el Barcelona en los minutos finales. (Reportaje gráfico de 7Foto7)
Ampliar
Eduardo Fernández fue uno de los jóvenes que tuvo su oportunidad de jugar contra el Barcelona en los minutos finales. (Reportaje gráfico de 7Foto7)

Mejor, casi imposible

El Ademar planta cara al Barcelona en un partido casi perfecto en ataque

sábado 13 de diciembre de 2014, 17:57h

google+

Comentar

Imprimir

Enviar

El equipo de Dani Gordo firmó su mejor partido de la temporada y demuestra estar en el mejor momento para afrontar la Copa Asobal. Sólo la falta de acierto de la portería, que detuvo su primer balón a 15 minutos del final del partido, impidió que los ademaristas tuvieran opciones reales de noquear al Barcelona

l El Granollers, rival copero

Ni siquiera un partido perfecto en ataque vale para ganar al Barcelona. Poco más se puede pedir al equipo leonés. Si acaso que sus porteros aporten más que las dos paradas que refleja la estadística oficial, pero sin esa aportación y una defensa en la línea de toda la temporada, el equipo de Dani Gordo supo mantener en vilo a su rival hasta el bocinazo final para cerrar el duelo con una derrota que refuerza y que debe cargar de moral a los jugadores y a la afición de cara a la inminente Copa Asobal que llegará a León dentro de una semana.

El inicio del partido del Ademar fue de esos que siempre quiere ver la afición. Enfrente estaba un equipo de otra liga. Superior en calidad, en técnica… y en todo. Contra un equipo así el rival se puede rendir a la evidencia y dejar pasar el partido o se puede pelear con las armas que se tienen y eso fue lo que hicieron los leoneses que mandaron en los primeros minutos y siguieron peleando cuando los catalanes se colocaron por delante para recuperar el mando del encuentro.

Fueron los mejores minutos de los ademaristas en esta temporada. Con Joao y Mikel Aguirrezabalaga sacando a relucir su clase, con un catálogo de recursos para encontrar a Carrillo donde parecía imposible y con Vejin lanzando desde el techo del Palacio, Saric no hacía más que entrar a la portería a recoger el balón una vez tras otra empezando a dar forma a un partido en el que los ademaristas iban a poder presumir de ser el equipo que más goles ha anotado al Barcelona en esta campaña.

No se abrían grandes ventajas porque contra un equipo con el talento que tiene el Barcelona es imposible. Cada gol de los leoneses lo contestaban los catalanes que iban equilibrando el marcador para tomar por primera vez dos goles de ventaja justo cuando el duelo agotaba sus primeros 15 minutos y el Barcelona había comprendido que sin poner un plus más en defensa no iban a despegarse de los leoneses. Con esos argumentos el Barcelona tomó su primera renta de tres goles contra un Ademar que se veía incapaz de encontrar la manera de frenar el torrente anotador de las estrellas barcelonistas pese a los cambios defensivos y en la portería, haciendo estéril el buen partido en ataque ante una de las mejores defensas del mundo, como demuestran los 18 goles que los ademaristas firmaban cuando se retiraban al vestuario en el descanso, pero que sólo les valían para caer por una diferencia de cuatro tantos en el duelo en el OK Corral en el que se había convertido la primera parte para alegría de una grada que presentaba el mejor aspecto de toda la temporada.

Una gran segunda parte

No iban a cambiar mucho las cosas en la segunda mitad. Los leoneses aprovechaban algún error en ataque de su rival para acercarse un poco en el marcador y ver de cerca a los azulgranas. El acierto ofensivo de los leoneses era máximo, pero hasta el minuto 45 no llegaba la primera parada (y única pese a lo que diga la estadística oficial del encuentro) y eso anulaba cualquier sueño de dar la gran sorpresa de la temporada.

No había opciones reales de ganar el partido, pero al menos los ademaristas seguían firmando un partido inmaculado en ataque en el que casi todos los jugadores aportando y que acabó de una manera emotiva, con Jaime Fernández, Borja Fernández y Eduardo Fernández, tres nuevos productos de la cantera, uniéndose a Rodrigo, ya habitual en los últimos encuentros, jugando contra el mejor equipo del mundo y en el caso de Eduardo estrenando su casillero de goles en la mejor liga de España.

Un buen final para la primera vuelta y una esperanza para el futuro, en la Copa Asobal que se disputa a partir del próximo sábado 20 de diciembre, a las 18:00 horas, con la eliminatoria entre el Abanca Ademar y el Granollers, que abre la competición en la que los leoneses tratarán de estar en la final. Jugando como contra el Barcelona todo será más sencillo

La ficha del partido

37 Abanca Ademar: Nacho Biosca, Llamazares (ps), Kristensen (5, 1p), Joao Silva (5), Carrillo (7, 2p), Richi, Mikel Aguirrezabalaga (4), Almeida (2) -siete inicial- Vejin (9, 1p), Eduardo Fernández (1), Borja Fernández, Rodrigo (1), Piñeiro (2), Jaime Fernández y Dimitrievski (1)

43 Barcelona: Saric, Pérez de Vargas (ps), Raúl Entrerríos (6), Sigurdsson (9), Gurbindo (4), Rutenka (4, 2p), Karabatic (6), Saubich (3) -siete inicial- Sorhaindo (2), Sarmiento (6), Viran Morros y Lazarov (3).

Árbitros: Javier Álvarez y Ion Bustamante. Excluyeron a los ademaristas Kristensen y Almeida; y a los azulgranas Entrerríos, Sorhaindo y Sigurdsson.

Marcador cada cinco minutos: 5-3, 7-7, 10-12, 12-15, 15-18, 18-22 (descanso); 22-27, 28-30, 30-35, 32-38, 36-41 y 37-43.

Incidencias: Partido de la 15ª jornada de la Liga Asobal disputado en el Palacio Municipal de Deportes de León ante unos 3.800 aficionados.

Mejor, casi imposible
Ampliar
¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (13)    No(0)

+

22 comentarios